Salud de los hombres

Espermatogénesis, el proceso de formación de espermatozoides en los testículos masculinos.

El esperma y el semen son dos sustancias o sustancias diferentes. Los espermatozoides son parte del semen que, por lo general, solo se pueden ver con un microscopio. Mientras tanto, el semen es un líquido blanquecino y espeso que es secretado por el pene. El esperma contenido en el semen es lo que funciona para fertilizar el óvulo para luego formar un cigoto, el embrión del feto. Antes de convertirse en un espermatozoide que está listo para fertilizar un óvulo, los espermatozoides tardan mucho en ser producidos por los testículos. El proceso de formación de espermatozoides en los testículos se llama espermatogénesis.

Comprender el proceso de la espermatogénesis.

La espermatogénesis es el proceso de formación de espermatozoides en los testículos masculinos. La espermatogénesis en sí proviene de la palabra espermatozoide que significa semilla y génesis lo que significa división.

Los espermatozoides se producen en los túbulos seminíferos de los testículos. Dentro de las paredes de los túbulos, muchas células se encuentran dispersas al azar llamadas células de Sertoli. Estas células funcionan para proporcionar alimento a los espermatozoides inmaduros.

Cuando los espermatozoides han madurado (espermatogonias), las espermatogonias (células madre de los espermatozoides) se reproducen por mitosis y meiosis.

De las espermatogonias, los espermatozoides se convertirán en espermatocitos primarios por mitosis. A partir de entonces, los espermatocitos primarios se dividen por meiosis en espermatocitos secundarios del mismo tamaño.

A través de la segunda etapa de la meiosis, los espermatocitos secundarios se dividen nuevamente en cuatro espermátidas de la misma forma y tamaño. Las espermátidas son la etapa final antes de convertirse finalmente en espermatozoides maduros (espermatozoides) y listos para ser liberados junto con el semen cuando un hombre eyacula.

Una célula germinal inmadura tarda hasta 74 días en alcanzar la madurez final. Durante este proceso, se producirán más de 300 millones de espermatozoides todos los días. Desafortunadamente, de ese número, solo hay alrededor de 100 millones de espermatozoides que han madurado completamente en el proceso final.

Los espermatozoides son muy pequeños

Los espermatozoides maduros tienen una cabeza ovalada y plana y una cola ondulada. Los espermatozoides no se pueden ver a simple vista porque estas células son muy pequeñas, aproximadamente 0,05 milímetros de la cabeza a la cola.

La cabeza del esperma tiene cromosomas y también tiene una estructura corporal llamada acrosoma. El acrosoma contiene las enzimas hialuronidasa y proteinasa, las cuales funcionan para penetrar la capa de óvulos. En el centro del acrosoma, hay pequeñas mitocondrias, que proporcionan energía para mover la cola de los espermatozoides.

Mejore la calidad de su esperma con un estilo de vida saludable

El esperma sano es la clave para la fertilidad masculina. Si usted y su pareja planean tener hijos, una de las recetas es cambiar su estilo de vida por uno más saludable.

Entonces, no solo el factor edad que afecta la fertilidad masculina, porque el hecho de que el estilo de vida también puede determinar el éxito del programa de embarazo que usted y su pareja están planeando.

A continuación, presentamos algunos cambios de estilo de vida saludables que puede realizar para mejorar la calidad del esperma.

1. Cuida tu ingesta de alimentos

Los alimentos que consume todos los días pueden afectar la calidad del esperma. Los nutrientes en los alimentos juegan un papel importante en la mejora de la calidad de los espermatozoides para que ayuden a los espermatozoides a moverse y fertilizarse.

Por lo tanto, es importante que se asegure de que los alimentos que consume todos los días contengan una nutrición y nutrición equilibradas. Además de ser más saludables y en forma, algunos alimentos que fertilizan el esperma, como las verduras, los mariscos y los cereales integrales que son ricos en nutrientes, también ayudan a mejorar la calidad del esperma y la excitación sexual masculina.

Si tu cuerpo está sano, tu excitación sexual y la calidad de tu esperma también son buenas. De esa forma, aumentará su tasa de fertilidad. Esto significa que las posibilidades de éxito del programa de embarazo que están planeando usted y su pareja pueden ser mayores.

2. Deje de fumar

Fumar es un hábito poco saludable y tiene muchos efectos negativos en el cuerpo. Uno que puede ocurrir son los problemas de fertilidad.

Varios estudios han indicado que los hombres que fuman tienen un alto riesgo de sufrir impotencia. Además, también se sabe que la calidad y cantidad de esperma de los hombres que fuman es peor que la de los no fumadores.

Un estudio publicado por BMC Public Health concluyó que fumar afecta los recuentos de espermatozoides más bajos y aumenta el número de defectos morfológicos de los espermatozoides. Esto ciertamente afecta el nivel de fertilidad masculina.

Por eso, si quiere tener hijos, trate de dejar de fumar. Aunque no es fácil, esto no significa que no pueda hacerlo en absoluto.

Si es necesario, no dude en pedir apoyo a las personas más cercanas a usted para que sus esfuerzos para dejar de fumar se desarrollen sin problemas y de manera óptima.

3. Diligente en los deportes

Obesidad cejas La obesidad puede interferir con la calidad y cantidad de espermatozoides, tanto por la forma como por el movimiento. Es por eso que mantener un peso corporal ideal es también uno de los cambios de vida saludables que debe realizar.

Bueno, una forma de controlar el peso de manera óptima es hacer ejercicio con regularidad. Además, el ejercicio también puede hacer que su cuerpo esté en mejor forma mientras reduce los niveles de estrés.

Los niveles bajos de estrés pueden provocar sentimientos de placer y pensamientos positivos en usted. Sin duda, esto es bueno para el éxito del programa de embarazo con una pareja.

No es necesario que hagas ejercicio de alta intensidad. Elija el tipo de ejercicio que esté de acuerdo con sus preferencias y condiciones de salud. Mueva su cuerpo todos los días.

4. Cuida tus órganos reproductivos

Mantener la temperatura de los testículos también es otra forma de mejorar la calidad del esperma. La razón, según algunos estudios, las altas temperaturas pueden dañar los espermatozoides.

Puede prevenir el daño de los espermatozoides manteniendo una temperatura corporal normal y evitando los malos hábitos, como sumergirse en agua caliente, usar pantalones ajustados, colocar su computadora portátil en su regazo o sentarse durante demasiado tiempo.

Aunque no siente el efecto de inmediato, las altas temperaturas alrededor del escroto y los testículos pueden interferir con el proceso de espermatogénesis y reducir la calidad del esperma.

5. Practique sexo saludable con su pareja

También es necesario limpiar el pene antes y después de tener relaciones sexuales para tener relaciones sexuales saludables y seguras. Esto se debe a que la actividad sexual es una de las mayores fuentes de propagación de infecciones.

Si desea utilizar un dispositivo de asistencia, como un juguete sexual, lávelo bien cada vez que desee tener relaciones sexuales.

Evite cambiar de pareja durante las relaciones sexuales para evitar el riesgo de enfermedades de transmisión sexual. Además, no debe tener relaciones sexuales mientras está borracho porque en realidad puede desencadenar acciones riesgosas.

$config[zx-auto] not found$config[zx-overlay] not found